×

ESCRIBE LO QUE ESTÁS BUSCANDO Y PULSA INTRO

Cargando...
Cultura

Esto es lo que gané el día que vendí libros de segunda mano en Madrid

Además ganarme unos tristes euros, pensé que sería buena idea llevarlos a una tienda de segunda mano.

Paula Fernández Paula Fernández

Esto es lo que gané el día que vendí libros de segunda mano en Madrid

Las mudanzas son, junto con los divorcios, una de las situaciones más estresantes a la que nos enfrentamos a lo largo de nuestra vida. En las dos liberamos muchas de las cosas que hemos ido acumulando durante años, decidimos qué queremos que nos acompañe durante esta nueva etapa de nuestra vida y, en función de eso, la diseñamos y tomamos las decisiones pertinentes.

Uno de los momentos más estresantes que he vivido durante mi cambio de casa ha sido decidir con qué libros me quedo y con cuáles no. Desde pequeña han sido el gran amor de mi vida pero al empezar a vivir en un espacio más pequeño, no he podido llevármelos todos. Quería que su nuevo destino fuera otro lector o lectora y no el contenedor. Para además ganarme unos tristes euros, pensé que sería buena idea llevarlos a una tienda de segunda mano. Tras patearme Madrid, éstas son las que más me gustaron:

1. Cuesta de Moyano

El primer sitio al que me dirigí con mi maleta repleta de libros fue a esta famosa cuesta, la eterna Feria del Libro en la capital. Me dijeron que la mejor hora para perderme entre las casetas es de 10 a 11 de la mañana (el horario de lunes a sábado es de 10.00 a 20.00), ya que puedes estar el rato que quieras leyendo los pasajes de alguna obra sin que nadie te moleste. Después de estudiar al tipo de personas que pululan por la zona, decidí deshacerme de El Principito (lo tengo repetido dos veces) y la colección (casi) completa de Manolito Gafotas (me quedé con mi favorito, fue superior a mis fuerzas deshacerme de todos de golpe).

Si lo que quieres es forrarte mejor que cambies de zona, porque como mucho me ofrecieron 20 céntimos por libro.

2. Calle Libreros

Calle de los Libreros (street) in Centro district in Madrid (Spain).

Está al lado de la calle Santo Domingo y los más míticos son la Casa de Troya, la librería Alcalá y la Fortuna. Fui para deshacerme de algunos libros que utilicé durante la carrera y otros que guardé del colegio. A pesar de la cantidad de establecimientos que hay, solo conseguí vender un par, ya que el resto o los tenían o no les interesaba. Volví a casa con 10 € pero al menos ya sé dónde decirle a mi hermana que compre los manuales de Derecho Romano que le piden sin que la cartera se resienta por ello.

3. Abaco Libros

¿Alguien en la sala se ha leído La Sombra del Viento? ¿a alguien le suena el Cementerio de los Libros Olvidados? Para los que no o para los que sí y no lo recuerdan: es un lugar escondido en Barcelona al que van a parar todos los títulos que han sido perdidos o extraviados por sus dueños. Cuento esto porque así es cómo me sentí cuando entré en esta tienda. Huele a libro usado y se nota el uso en algunas portadas pero ahí está el encanto, en elegir un título que te llame la atención y “adoptarlo”.

Calle de Raimundo Fernández Villaverde, 27

4. Libros Melior

Su premisa es “libros solidarios para un mundo mejor” y venden libros usados o donados para “darles una nueva vida solidaria”. Parte de los beneficios van destinados a financiar su campaña de recogida y entrega de libros escolares para familias que no pueden permitirse comprarlos de primera mano. Me gustó tanto su labor que no les dejé que me dieran dinero por los libros que les di. A estas alturas de la película, ya tenía más que asumido que el dinero que gané me daba, como mucho, para unas cervezas y un cine (el día del espectador, claro).

Avenida de Filipinas, 4

5. Libros & Co

Esta librería, en pleno Delicias, es la mejor parada camino de El Retiro (si vienes desde Legazpi, claro). Compran libros a 20 céntimos y venden uno por tres euros, dos por cinco o cinco por diez. De vez en cuando hay un perrillo (bueno, un perrazo) por allí que se deja querer.

Calle Murcia, 16