×

ESCRIBE LO QUE ESTÁS BUSCANDO Y PULSA INTRO

Cargando...
Noticias

¿Por qué cierran los parques durante una ola de calor?

Esta es la explicación tras la decisión de cerrar El Retiro y otros ocho parques de la ciudad ante las altas temperaturas.

By Redacción

¿Por qué cierran los parques durante una ola de calor?

Este martes el Ayuntamiento de Madrid activaba la alerta roja por condiciones meteorológicas adversas, según las previsiones de la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET). En consecuencia, tomaba la decisión de cerrar El Retiro y otros ocho parques de la capital entre las 18h y las 24h. Hoy esta alerta es amarilla, un nivel menor, por lo que estos espacios verdes abrirán pero manteniendo algunas zonas balizadas entre las 12h y las 15h. Pero, ¿cuál es la razón por la que se cierran o balizan los parques ante la llegada del calor intenso?

El Ayuntamiento cuenta con una guía de actuación «ante la previsión de situaciones meteorológicas excepcionalmente adversas y de gestión de incidencias causadas por el arbolado»: el protocolo de los Jardines del Retiro, que define cuatro niveles de alerta (verde, amarillo, naranja y rojo). Las alertas se activan cuando se superan determinados valores de humedad del suelo, velocidad del viento, temperatura y nevadas, tomando como referencia las previsiones de la AEMET.

Estas predicciones se elaboran diariamente y de forma específica para analizar la situación del parque: con sus 120 hectáreas y una gran cantidad de árboles de grandes dimensiones y avanzada edad, estos pueden verse afectados e incluso sufrir fracturas en las ramas o el tronco. Una prueba de ello es el fenómeno conocido como «summer branch drop» (que podríamos traducir como «caída de ramas en verano»), que se produce cuando las ramas se caen a causa de las altas temperaturas.

Los resultados del informe se envían al Ayuntamiento a las 17h del día anterior y, a la vista de los datos, se comprueba si es necesario activar alguna alerta:

  • Nivel verde. Corresponde a una situación de normalidad en la que no se superan los umbrales establecidos.
  • Nivel amarillo. Se activa con rachas de viento entre 40 y 50 km/h con temperaturas por debajo de 35ºC y un porcentaje de agua disponible menor del 75%; o por rachas de viento entre 30 y 40 km/h con temperaturas superiores a 35ºC o más del 75 % de agua disponible en el suelo. También por acumulaciones de nieve de entre dos y cinco centímetros durante 24 horas. Con esta alerta se restringe el acceso a los Jardines de Cecilio Rodríguez y las áreas de juegos infantiles, de mayores y deportivas y se recomienda no situarse cerca de los árboles.
  • Nivel naranja. Para rachas de viento de entre 50 y 65 km/h con temperaturas inferiores a 35ºC y menos de un 75% de agua disponible en el suelo; o rachas de viento de entre 40 y 55 km/h a las que se suman temperaturas superiores a 35ºC o agua disponible por encima del 75%. También se activa por acumulación de nieve entre 5 y 20 centímetros en 24 horas. A las restricciones del nivel anterior se suma la suspensión de eventos al aire libre y se recomienda abandonar el parque.
  • Nivel rojo. Para rachas de viento iguales o superiores a 65 km/h con temperaturas máximas por debajo de 35ºC y un porcentaje de agua disponible en el suelo por debajo del 75%; o bien para rachas de viento iguales o superiores a 55 km/h acompañadas de temperaturas máximas superiores a 35ºC o agua disponible en el suelo por encima del 75%. También se activa cuando la acumulación de nieve es igual o superior a 20 centímetros en 24h. En este nivel de alerta se suspenden todas las actividades y se desaloja el parque.

A pesar de su nombre, el protocolo se aplica también en otros espacios verdes de Madrid: El Capricho, Jardines de Sabatini, la Rosaleda del Parque del Oeste, Juan Carlos I, Juan Pablo II, Quinta de Fuente del Berro, Quinta de los Molinos y Quinta Torre Arias.

Tags: Verano