×

ESCRIBE LO QUE ESTÁS BUSCANDO Y PULSA INTRO

Cargando...

La mejor tarta de manzana se hace y se come en Madrid

Se come en el Restaurante Carbón Negro.

Alberto del Castillo Alberto del Castillo - Editor

La mejor tarta de manzana se hace y se come en Madrid

Contra la dictadura imperante de las tartas de queso, una mayor dedicación a otros postres de ascendencia tradicional y que han quedado relegados a un segundo o tercer plano por culpa de las cremosas, lácticas o esponjosas tartas con base de galleta. Frente a ese dominio, la tarta de manzana. Concretamente, la tarta de manzana del Restaurante Carbón Negro (Juan Bravo, 37) o dicho de otra manera: la mejor tarta de manzana de España.

En la jornada de ayer se celebró la vigésimo tercera edición de San Sebastián Gastronómica y en un evento patrocinado por Turismo de Asturias se determinó cuál es la mejor tarta de manzana del país. Para ello participó un jurado popular compuesto por 30 personas, así como otro de ocho especialistas liderado o presidido por el cocinero vasco Hilario Arbelaitz.

Los otros participantes

El jurado tuvo que probar a ciegas la tarta de Carbón Negro y también la de Narru (San Sebastián), Ca L’Isidre (Barcelona), Dspeak (Madrid), Casa Gerardo (Prendes), Yarza (Valencia), La Ventana (Santander) y Caelis (Barcelona). La ganadora, como venimos indicando, fue la de Carbón Negro. Y Gonzalo Armas, del restaurante, al recibir el galardón dijo que lo que habían hecho era “simplificar, hacer algo sencillo en un bocado y buscar una tarta clásica”.

¿Cuánto cuesta?

Imagen cedida por Carbón Negro

La tarta de manzana de Carbón Negro, que seguramente cueste 7,5€, es una versión parecida a la tarta tatín francesa. Desde Carbón Negro señalan a Madrid Secreto que: «nos tiene muy ilusionados, la tendremos disponible en el restaurante a partir de la próxima semana». Y pese a que muchas de las apuestas por las que arriesgaron los otros participantes estaban dotadas de una modernidad y eclecticidad alejada de lo común, el jurado se decidió por la apuesta purista; por el talento de algo tan complejo como llevar a la excelencia lo sencillo.

Gastronomía